Siete juegos, remar de atrás y cerrar el pase a las Finales de la NBA, tras 12 años lo que han pasado estos Celtics en la Final de Conferencia de estos Playoffs 2022. Ahora queda el último y complicado paso ante los Golden State Warriors.

Playoffs Ronda Final: Celtics vs Warriors

 

Tatum Celtics

Tatum y Curry las caras de principales de estos Playoffs para ambos equipos

El largo y empinado camino de los Boston Celtics hacia la Final de la NBA ha llegado a su fin, tras tres rondas muy complicadas, el conjunto de Ime Udoka, tendrá que batallar contra los Golden State Warriors en busca del banner 18.

Ya parece trillado decir que este año ha sido una verdadera montaña rusa de sensaciones, pero este equipo así lo ha planteado y está a cuatro victorias de gritar campeón tras 14 años.

No será para nada sencilla la tarea que tiene en frente el conjunto verde, ya que los Golden State Warriors recuperaron su andar demoledor y superaron de manera cuasi cómoda las tres rondas eliminatorias de estos Playoffs 2022.

En el primer duelo, despacharon a un diezmado Denver Nuggets. En semifinales, sufrieron más de la cuenta, para cerrar una serie extensa ante el equipo revelación de la temporada: Memphis Grizzlies y por último, derrotaron de manera clara a los Dallas Mavericks de Luka Doncic.

El trayecto de los Celtics fue más complicado: resolvieron 4-0 la primera ronda de Playoffs, con una serie más cerrada de lo que indica su resultado final. Batallaron por siete juegos contra el vigente campeón, sin Middleton y derrotaron por el mismo resultado a Miami Heat, en Finales de Conferencia.

Tras años de quedar en la puerta, Marcus Smart, Jaylen Brown y Jayson Tatum tienen ante si la posibilidad de entrar definitivamente en la historia grande de los Boston Celtics. No es una misión sencilla y por eso, acá van las claves de la Final de la NBA 2022.

Cuidar la pelota ha sido el gran problema de los verdes durante todos estos Playoffs y en la Final, esta tarea será mayúscula, teniendo en cuenta que delante tienen a la segunda mejor defensa de la liga.

Si los Bucks hacían daño en ese sentido y los Heat vivían de este apartado, los Warriors son el equipo más peligroso a la hora de obtener pelotas vivas en medio campo. Los de Steve Kerr tienen un poder de gol infinito y no van a perdonar ante cualquier equivocación de los Celtics.

Su capacidad defensiva es portentosa y cometer errores forzados y no forzados, puede equivaler a parciales irremontables. La concentración y el minimizar errores en este sentido tiene que ser prioritario.

Unido a este primer punto, la transición defensiva debe ser de excelencia si no se quiere lamentar triples gratuitos. Los Warriors juegan a un pace elevado y no tienen inconvenientes en tomar triples en transición u ofensiva temprana.

Curry, Thompson y Jordan Poole pueden ser letales si se los deja tirar sin punteo, por lo que la concentración y el esfuerzo defensivo tienen que ser más eficientes que nunca, si los de Udoka quieren tener alguna chance de llevarse la serie.

Los Warriors son un equipo que hace trabajar a las defensas contrarias a límites insospechados, ya que viven de bloqueos indirectos, involucrando a tiradores en esas cortinas, lo que eleva el riesgo de tomas de decisiones equivocadas.

Concentración, comunicación y aplicación en el apartado defensivo son cuestiones que los verdes no pueden dejar de ejecutar a la perfección, para forzar a los Warriors a tomar decisiones apresuradas.

Los vigentes campeones del Oeste suelen arriesgar y tomar decisiones poco ortodoxas y en ese sentido, Boston debe aplicarse al máximo para aumentar las pérdidas y los robos.

De los pocos talones de Aquiles que tienen los de San Francisco son el resguardo del balón, allí es donde hay que presionar para obtener tiros adicionales y transiciones eficaces.

Otro de los apartados para encontrar segundas oportunidades, es la disputa del rebote ofensivo. Los Celtics tienen que forzar el tablero ajeno ante unos Warriors que carecen de altura. Solo Looney es un pivot de corte tradicional y no es de gran tamaño. Allí, el contar con un Robert Williams saludables se vuelve imprescindible.

Del otro lado, la misión tiene que ser tan aplicada como en campo contrario, ya que habrá muchos rebotes largos y allí todos deben colaborar para no permitir segundas opciones a tiradores demoledores como presentan los de la Bahía.

Si durante la serie vs Nets de inicios de Playoffs, no había que sobrerreaccionar a pasajes de alta anotación, con los Warriors aplica la misma formula. Boston no puede desesperarse ante un lapso de transe ofensivo de Curry y cia, porque va a ocurrir. Entrar en modo desesperación puede ser letal para los Celtics.

No irse del juego y seguir ejecutando el plan se vuelve trascendental debido a que Golden se alimenta de estas situaciones de caos y desesperación.

Los emparejamientos de la Final

 

Jaylen Brown fue vital para derrotar a los Golden State Warriors

Jaylen Brown en el enfrentamiento de 2021

Jayson Tatum deberá lidiar con Andrew Wiggins, que viene de hacer una excelente tarea contra Luka Doncic. Jaylen Brown se verá las caras con Klay Thompson y posiblemente Gary Payton II, lo que vuelve a la toma de decisiones con balón del 7 de los Celtics algo problemático y de preocupación para Udoka.

Curry se encargará de Marcus Smart, mientras que Green y Looney se repartiran las asignaciones de Horford y quien sea su acompañante.

Del otro lado, Jaylen intercambiará roles con Thompson en su costado de la cancha, Marcus Smart hará lo propio con Curry y Tatum irá sobre Wiggins, por lo que los internos también repartirán obligaciones según dónde se posesiones.

Jordan Poole, es un problema aparte para los verdes y deberá ser tomado de manera muy aplicada por parte de Derrick White o quien esté en cancha de los perimetrales al momento del ingreso del sexto hombre.

La defensa que imponga las condiciones va a haber ganado parte de la batalla, pero para Boston será una serie en el que anotar en estacionado no sea tarea sencilla a menos que logre supremacía numérica o un miss match explotable.

Jordan Poole es el eslabón más débil de una defensa flexible, con variantes y con mucha inteligencia para esconder deficiencias dentro del conjunto, tanto en marcación personal como zonal.

La última serie de estos Playoffs es la más complicada del camino progresivo que han realizado estos Boston Celtics, la situación crítica de salud de Marcus Smart y Robert Williams será determinante para las posibilidades de los campeones del Este.

El cronograma de partidos que comienza el jueves y que tiene a los Warriors con la ventaja de localía, puede brindarle algún tipo de alivio a unos celtics que vienen hace tres semanas y media jugando cada dos días.

¿Udoka optará por sentar a Robert Williams hasta el juego dos o tres? Este y otros interrogantes más podés llegar a escuchar acá en nuestro podcast de previa recientemente grabado.

 

 

Los Boston Celtics están en la final, la misión no está cumplida, como dijo Udoka en el vestuario tras eliminar a Miami Heat. «Esta franquicia no festeja títulos de conferencia», solo hay un objetivo: el banner 18.