Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
¡Compártenos! ¡Muchas gracias!

 

Como dirían en el antiguo reino de Francia: Le roi est mort, vive le roi. Es decir, el rey ha muerto, larga vida al rey. Y es que en Boston no ha muerto el Rey este verano (ya lo hizo en 2006), pero sí ha desaparecido una de las joyas de la corona: el famoso pick de los Brooklyn Nets. Por primera vez desde que comenzase esta reconstrucción, los aficionados de los Boston Celtics no tendrán que estar pendientes de qué hacen los Nets ni deseando que pierdan hasta a las tabas. Ahora el pick está en Cleveland y nuestras oraciones con D´Angello Russell.

 

Pero Danny Ainge es un hombre tan generoso como despiadado con los aficionados de la franquicia, y si por un lado sacrificó el pick de Brooklyn para 2018, por otro trajo el de Lakers. Como suele ser habitual con el equipo angelino, este no es tan divertido como el de los Nets. Si Billy King confió en exceso en sus habilidades como General Manager y en las capacidades de su equipo, Jerry Colangelo ya sabía por experiencia propia que con el ex-escolta nunca sobran las precauciones. Así, la primera ronda protagonista de este artículo está protegida para todas las elecciones salvo aquellas entre la 2 y la 5. O dicho de manera más sencilla: solo será propiedad de los Boston Celtics si las bolitas de la lotería determinaran que se podrá elegir con ese pick en los puestos 2, 3, 4 y 5. En caso contrario, los Celtics obtendrán el pick de los Sacramento Kings para 2019, menos protegido.

Cabe destacar que Los Angeles Lakers llevan nada más y nada menos que tres años eligiendo en la segunda posición del NBA Draft (¿estamos al 100 % seguros de que David Stern se ha jubilado?), y su roster tampoco es que haya mejorado en demasía durante el pasado verano. Sí, las adquisiciones de Andrew Bogut y Brook Lopez deberían apuntalar una pintura que fue poco menos que desastrosa la temporada pasada, además de aportar las siempre necesarias dosis de veteranía y liderazgo pero, por otro lado, el timón del equipo será llevado por un rookie sobre el que hay tantas esperanzas como dudas y un sophomore que mostró poco más que destellos ofensivos durante su primer año en la NBA. Quizás todo salga bien y los Celtics pierdan su opción de elegir en tan privilegiada posición el próximo mes de Junio, pero es aún más probable que lo hagan.

En resumidas cuentas, Danny Ainge nos ha quitado nuestro juguete y el nuevo solo sirve para jugar a una cosa que ya podíamos hacer sin él: desear que los Lakers pierdan cada noche.

 

¿Y qué hay en el NBA Draft 2018 para los Boston Celtics?

Aún quedan semanas para que la nueva temporada de baloncesto universitario comience, por lo que aún es tempranísimo para analizar la siguiente camadas de rookies. Es tan pronto que solo uno de los que aparecen situados en el top-10 tiene experiencia en la NCAA: Miles Bridges.

Eso sí: los primeros análisis son muy positivos. Si bien parece estar lejos del pasado Draft en cuanto a calidad global, la de 2018 es una clase con un top-5 tremendamente fuerte. Hay quien ya la compara con la de 2014, y hasta algún osado ha mencionado la de 2003. Pero no estamos aquí para hablar de personas con graves problemas de adicción a las drogas.

 

NBA Mock Draft 2018

Con algunas variaciones, casi todos los mocks para el NBA Draft coinciden en que estos serán los jugadores elegidos en el top-10 del próximo NBA Draft 2018 (vía: Tankathon)

En esta entrada tampoco vamos a analizar a cada uno de estos jugadores, ese es trabajo para dentro de un par de meses cuando ya les hayamos visto jugar en la NCAA. Pero sí vamos a comentar alguna preferencia personal. Servidor, como ya comentó en nuestro último podcast, está profundamente enamorado del center de Arizona DeAndre Ayton; un jugador que completaría ese proyecto para 2020 en el que Kyrie Irving, Marcus Smart, Jaylen Brown y Jayson tatum ya tienen ocupadas el resto de plazas. Aún así, y pese a que podría acabar significando la salida de Marcus Smart, es muy fácil intuir lo fácil que se podrían acabar enamorando Danny Ainge y Brad Stevens de Luka Doncic.

Pero ahí está la lista de nombres para que esta temporada universitaria tenga aún más alicientes para los aficionados de los Boston Celtics a la hora de seguirla.

Luka Doncic y Marvin Bagley, serían mis hombres. Bagley porque puede jugar de 4-5 y os daría a los Boston Celtics esa compensación entre exteriores e interiores de futuro. Y Doncic porque por temas de IQ, de carácter, y sobre todo si quieres que Tatum se desarrolle como 4 abierto, es el que más encaja.

La cita es de Jordi Alfonso, analista universitario de confianza en esta casa.