*Leer con la sintonía del Grand Prix* Ya llegó, ya está aquí, el mes que más te gusta a ti. Como cada año, tras la lotería del NBA Draft 2019, en el Despacho empezamos a analizar a aquellos prospectsque podrían ser elegidos por Danny Ainge el próximo 20 de junio (recuerda que retransmitiremos el Draft en directo en nuestro canal de YouTube).

No es tarea fácil en este año, dado que los Boston Celtics contarán con hasta tres elecciones de Primera Ronda (#14, #20 y #22) y una de Segunda (#51). En total analizaremos hasta 24 jugadores en ocho artículos de tres cada uno, siendo este el cuarto. En el primero, analizamos a Nassir Little, a Keldon Johnson y a Goga Bitadze, mientras que en el segundo llegó el turno de Bol Bol, Rui Hachimura y Tyler Herro  .   En la tercera muestra vino Jontay Porter, Romeo Langford y Chuma Okeke, y en la cuarta Sekou Doumbouya, Matisse Thybulle y Grant Williams.

 

Hoy veremos que nos trae la marea y sin más dilación, vamos a ver qué hay en este NBA Draft 2019 que pueda ser del agrado del  frontoffice de los Boston Celtics.

 

PJ Washington

 

PJ Washington Draft

 

Alero

Kentucky

2.03 m de altura, 104 kilos de peso y 2.19 m de envergadura

15.2 puntos, 7.6 rebotes, 1.8 asistencias, 56.7 EFG%, 1.2 tapones, 42.3% T3 y 66.3% TL

 

El sophomore de Kentucky está subiendo en los mocks del Draft gracias a su potencial versatilidad en ambos lados de la pista. Con un buen físico, aunque no demasiado explosivo, se encuentra más cómodo en posiciones interiores, donde puede explotar su tiro y movilidad para dejar atrás a sus defensores. No tiene un gran juego al poste, pero se vale de unas muy buenas manos para finalizar cerca del aro, con movimientos inteligentes y productivos.

Washington no va a destrozar a sus rivales con un gran primer paso o un salto vertical que envíe su póster directamente a las tiendas de confianza de cada barrio, pero es capaz de usar amagos y cambios de dirección para llegar hacia al aro. Una de sus mayores virtudes ofensivas es su capacidad de pase, que le convierte en un jugador muy interesante que no va a depender de simplemente un buen día en el tiro para aportar en ataque.

Defensivamente tiene potencial, ya que es muy largo y móvil, pero tiende a perder la concentración y a no darlo todo en cada jugada. Su box-out es digno de vestir la camiseta de los Celtics, y aunque en ataque suele coger varios rebotes, en el costado defensivo puede llegar a ser un problema.

PJ  Washington es un jugador intrigante. Tiene las herramientas para llegar a ser un jugador muy útil en cualquiera sistema, su tiro, movilidad, inteligencia y pase encajarían perfecto en el sistema de Brad Stevens, pero le falta un punto de intensidad que le lleve a otro nivel. De todas formas, no me extrañaría que fuese la primera elección de Ainge en este Draft, ya que bien llevado, puede ser una muy buena incorporación al equipo.

 

 

 

Luguentz Dort

 

Luguentz Dort Draft

 

Escolta

Arizona

1.93 m de altura, 100 kilos de peso y 2.04 m de envergadura

16 puntos, 4 rebotes, 2 asistencias, 46.7% EFG, 1.5 robos, 30% T3 y 70% TL

 

Ni un artículo sin un jugador perfil Danny Ainge. Y es que el bueno de Dort parece que ha moldeado su juego tras las enseñanzas del GM.

Con un cuerpo digno de cualquier defensa de la NFL, el escolta se aprovecha para atemorizar a sus pares cerca del aro. Con un primer paso rápido, y un salto muy explosivo, tumba a todo el que se encuentre por delante (me recuerda a ese Marcus Smart tan agresivo en su época NCAA). Pero no es solo una bestia física, también cuenta con un muy buen manejo, creando tiros y ganando espacio, aunque muchas veces hace todo bien salvo meterla.

Si bien uno de sus mayores puntos débiles es el tiro, demuestra otras virtudes en el costado ofensivo que lo convierten en un jugador bastante interesante. A una sólida visión como pasador, hay que sumarle una capacidad innata para moverse sin balón. Es uno de los mejores cortadores del Draft, sabe los lugares a los que ir y el momento justo para hacerlo.

En defensa es todo intensidad. Juega para ganar, motivado, sin rendirse y dándolo todo por cada balón. Es muy rápido lateralmente además de fuerte para cambiar con jugadores más grandes. No duda en atacar las líneas de pase o en dejarse el físico por un rebote. Su único debe en este apartado es cierta desconexión defendiendo off-ball (un perro de presa sin la presa delante).

En ataque, aparte de un tiro que necesita de mucho trabajo (tras la primera frase nadie dudaba de esto), tiende a acudir a fiestas sin invitación. Confiando en su buen manejo y en su físico, suele tomar malas decisiones penetrando ante demasiadas personas, siendo su inteligencia ofensiva una de las grandes dudas de cara a su futuro NBA.

¿Os ha recordado a alguien? Plata parece MarcusSmart es… Fuera de bromas, el escolta es un jugador muy interesante que podría producir desde el primer minuto y con defectos que hemos visto muy de cerca que se pueden mejorar con tiempo y trabajo. Carácter, intensidad y potencial a raudales en uno de los perfiles Ainge más claros de esta camada.

 

 

Jaxons Hayes

 

Jaxson Hayes Draft

 

Pívot

Texas

2.12 m de altura, 99 kilos de peso y 2.22 m de envergadura

10 puntos, 5 rebotes, 73% EFG, 2.2 tapones y 74% TL

 

En Hayes nos encontramos a un interior muy verde, pero con todas las herramientas para convertirse en un perfil Capela si consigue desarrollar todo su potencial.

En ataque base su juego en finalizaciones por encima del aro, ya sea en contraataques o tras bloqueos. Tiene buena mano para los ganchos y desde el tiro libre, puede que algún día desarrolle un tiro decente, pero le queda mucho camino que recorrer en este apartado.

En defensa tiene el pack completo. Gran envergadura, muy atlético, con muy buena velocidad lateral y con voluntad de esfuerzo. Ese paquete es como un mueble de IKEA, muy bonito en la foto pero hace falta montarlo. Hayes tiene el potencial para hacer lo que quiera en defensa, pero su falta de experiencia jugando (no se dedicó plenamente a la pelota naranja hasta casi terminar el instituto), le hace parecer perdido la mayoría del tiempo.

Este rim protector de manual sería una apuesta a muy largo plazo, ya que su desarrollo no le permitiría aportar mucho a su equipo a día de hoy. Pensad que estamos hablando de un jugador netamente defensivo que se pierde en defensa. Los Celtics ya cuentan con un jugador de características similares en la figura de Robert Williams, pero el verano puede ser un caos, y nunca se sabe si hará falta tirar la caña a una de estas promesas con tanto techo.