Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
¡Compártenos! ¡Muchas gracias!

 

En el último partido de los Celtics antes del paron del All-Star Weekend, los dirigidos por Brad Stevens tuvieron tres días de descanso para reagrupar luego del fracaso contra los Cavaliers pero el rendimiento del equipo no mejoró y los Clippers de Doc Rivers, con un fenomenal DeAndre Jordan le anotaron la máxima en toda la temporada a Boston y los derrotaron por 129-119.

Desde el inicio del encuentro, las cosas lucieron muy mal para los Celtics, lentos en la defensa y con la visita explotando el pick central para crear la totalidad de su ofensiva, como viene siendo patrón en los rivales de los Orgullosos Verdes. Desde el primer cuarto, los Clippers tomaron ventaja de dobles dígitos y la cosa pintaba mucho peor de lo que terminó siendo, ya que en el segundo parcial Boston logró ponerse en juego con una racha de 12-2 para cerrar la mitad y los 9 puntos con 9 rebotes de Marcus Morris viniendo desde la banca.

En el tercer parcial, por otra parte, Kyrie Irving tuvo su inmaculado parcial con 15 puntos y logró que los Celtics se pusieran a dos puntos de cara a los últimos doce minutos. Lastimosamente, el esfuerzo fue en vano y en el cierre, la pelota siguió estancada en la mano de cada uno de los verdes, que sin movimiento de pelota quedan resignados a una heroica de Irving, que en esta ocasión no llegó y se quedaron cortos en una abultada derrota por 129-119, encajando la máxima cantidad de puntos en la presente campaña.

Para los Clippers, como si fuera poco, la figura fue DeAndre Jordan, con 30 puntos y 9 rebotes – incluyendo sus cuatro aciertos desde la linea de tiros libres de manera consecutiva en los últimos cinco minutos de partido – y Tobias Harris con Danilo Galinari, combinados para 41 puntos y 17 puntos para cerrar la victoria para su equipo.

Boston, llega al descanso de media temporada con su peor momento del año, sin movimiento de pelota y con errores defensivos que todos los rivales han sabido explotar, de forma que Stevens tendrá que reenfocar al grupo y encontrar la salida de cara a la segunda parte de la temporada.

 

Foto: Celtics.com