Los Boston Celtics llegaron al partido contra los New Orleans Pelicans luego de cuatro días de descanso tras el viaje al viejo continente la semana pasada. Momentos antes del partido, se supo la triste noticia del fallecimiento de JoJo White, campeón con los Celtics en los años 74 y 76 que fue vital para que la franquicia se mantuviera en el tope luego del retiro de Bill Russell.

Entrados en el partido, el inicio de los Celtics fue horrible: pérdidas de balón por doquier, poco acierto a canasta y un Anthony Davis bestial que, como era de esperarse, se hizo cargo de toda la expectativa que rodeaba su visita a Boston con una gran presentación en ambos costados de la cancha desde el salto inicial (17 puntos en el primer cuarto).

— Boston Celtics (@celtics) January 17, 2018

Con un Kyrie Irving que brilló por su ausencia en la primera mitad, los Celtics sufrieron para no dejar que la ventaja de los Pelicans fuera muy larga y por suerte, Al Horford hizo lo que pudo ante las torres gemelas de New Orleans, manteniendo a los verdes en juego. De esta forma, en el tercer cuarto los Celtics se encontraron con su mejor porcentaje de acierto y cuando los triples empezaron a caer, la diferencia en el marcador fue desapareciendo poco a poco, contando además con una mucho mayor participación de Irving en el costado ofensivo para Boston.

En el último cuarto, la defensa de Boston se cerró con todas sus fuerzas para remontar una desventaja de 10 y, forzando a los Pelicans a más de cuatro minutos sin anotar un gol de campo, que permitió a los de Stevens poner el partido en la linea de cara a los últimos dos minutos. Faltando 20 segundos, Anthony Davis metió un tiro libre que puso el partidos a dos puntos a favor de los visitantes. Luego de recibir la pelota de Jaylen Brown, Kyrie Irving atacó el aro y empato el juego en 104 con 11 segundos por jugar, puntos que terminaron mandando el partido a la prorroga luego de que DeMarcus Cousins fallara un difícil triple para ganar el encuentro.

En la prórroga, los Pelicans fueron demasiado para los Celtics con un letal Jrue Holiday y un par de jugadas de Davis y Cousins que dieron ventaja a los visitantes, aunque Irving tuvo el triple para empatarlo.y resultó fallando para liquidar de esta forma el partido a favor de New Orleans por 116-113. Anthony Davis terminó con 45 puntos y 16 rebotes en una noche de aquellas para «La Ceja». Para Boston, Irving finalizó con 27 puntos y 7 rebotes en la undécima derrota del año.

 

Foto: Twitter @Celtics